14-07-2016

Cocina creativa en Madrid

Cada día es más frecuente en el lenguaje coloquial de la gastronomía escuchar términos como cocina de autor, cocina fusión o cocina creativa, pero ¿qué es esto de la cocina creativa?

Aunque pueda parecer una moda reciente, la cocina creativa tiene su origen en la nouvelle cuisine francesa de los años 70, cuando cocineros como Michel Guérard y Paul Bocuse ofrecían a sus comensales platos más ligeros y sofisticados en los que la presentación cobraba una gran importancia.

Hace unos años el público general en nuestro país asociaba la cocina creativa a una cocina casi científica e inalcanzable con Ferrán Adriá como protagonista principal.

Pero los tiempos cambian, y en la actualidad ya podemos encontrar bastantes cocineros que apuestan claramente por este concepto de cuidadas presentaciones, técnicas depuradas, mucho trabajo en cada plato y, a poder ser, que el plato tenga una historia y transmita unas sensaciones al comensal.

 

DiverXo

 

Sin ir más lejos, el mejor restaurante de Madrid, DiverXo, es un buen ejemplo de la evolución de la cocina creativa y sin duda una experiencia altamente recomendable para aquellos que quieran darse un homenaje gastronómico de la mano de Dabiz Muñoz, en un lugar casi mágico y en el que cada visita es diferente y siempre te sorprende. Jamás olvidaré ese jarrete lechal infusionado con lemon grass y cardamomo mientras escuchábamos ‘La Vie en rose’ de Edith Piaf en un marco creado para la ocasión. El principal problema de DiverXo es que la dificultad de encontrar mesa te obliga a reservar con varios meses de anticipación.

 

StreetXo

 

Siempre existe la posibilidad de optar por el hermano pequeño de la casa, StreetXo, cuya gran afluencia también te hará esperar algo de cola para acceder, pero que, con un poco de paciencia, te permitirá disfrutar de algunas de las creaciones de Dabiz en formato barra y por un ticket medio mucho más asequible. Imprescindibles la costilla de raya y hojas de banana o su estofado express al wok de vaca gallega.

 

DsTage

 

DsTage, la estrella de Diego Guerrero, está en auge y con cualquiera de los dos menús degustación que ofrecen, se puede disfrutar de la creatividad del chef alavés. En ellos combina platos históricos, como su particular visión de las alubias de Tolosa, con creaciones recientes como la castañuela ibérica encausada con un crocante de arroz y camarones. Decoración industrial y búsqueda de un componente informal.

 

Rumbo a la sierra madrileña encontramos dos de mis restaurantes de cocina creativa favoritos, La Sopa Boba y Montia.

 

LaSopaBoba

 

La Sopa Boba hace que bien merezca la pena acercarse a la localidad de Alpedrete, para disfrutar de la creatividad ilimitada que sale de los fogones de Fernando Limón. Este cocinero extremeño, amante de lo exótico, plasma en sus platos lo que le inspiran sus viajes de los que suele traerse ingredientes desconocidos para la mayoría. Su maceta de chocolate causa furor.

 

Montia

 

En Montia la forma idealista de entender la gastronomía, lleva ya algunos años haciendo las delicias de aquellos que se acercan a San Lorenzo del Escorial. Su propuesta, basada en el producto local y el pequeño productor te harán la boca agua. Un plato para el recuerdo son sus garbanzos con cerdo y caldo de gallina.

 

La cocina creativa va aumentando su número de adeptos y algunos restaurantes han actualizado su propuesta de forma acertada dándole toques creativos.

 

El  restaurante Zurito, situado en Pozuelo de Alarcón, cuenta con un entorno agradable y un excelente servicio de sala. Además en él podemos encontrar propuestas creativas muy interesantes como la sardina con sandía y setas shitake o el festival de verduras micro.

 

LaGloria

 

De reciente apertura y con un potencial tremendo, el chef peruano Jaime Monzón nos ofrece la versión más creativa de la cocina catalana en La Gloria by Occhi & Monzón. Si vais a este restaurante no debéis dejar pasar su coca de chicharrones con vieiras, espárragos y aire de naranja o los tomatitos en su tierra con burratina y crema de albahaca. Además cuenta con uno de los menús ejecutivos más competitivos de la ciudad.

 

CafedeOriente

 

Y por último, da gusto ver como lugares tan emblemáticos como el Café de Oriente, han sido capaces de adaptarse a los tiempos. De la mano de Roberto Hierro, se combinan tradición y vanguardia para ofrecer propuestas como el ajo blanco de coco con lingote de mariscos o el carpaccio de rape y salmón con alga wakame y sorbete de wasabi.

 

Si quieres seguir las andadas de Félix Muñoz
no te pierdas su blog: espaciossecretos.com
su Twitter @Espaciossecreto

o su Instagram @felixmunoz_