02-06-2017

Los mejores sitios para tomar el aperitivo en Barcelona

Si algo nos diferencia  a los españoles a nivel gastronómico además de la paella y la sangría son las tapas.

La nomenclatura “tapa” se debe  según cuentan, al Rey Alfonso X “El Sabio”, quien hizo que en los mesones se sirviera el vino acompañado de una pequeña ración de comida dispuesta en platillos que se ponían encima de la copa a forma de tapa para evitar que en ella entraran moscas.

Básicas en el sur aunque imprescindibles en cualquier otro punto de nuestra geografía, estos platillos nos acompañan en multitud de encuentros cuando queremos darnos al buen comer picoteando diferentes preparaciones y haciendo de ese momento una experiencia diferente, divertida e informal.

Os mostramos aquí los mejores restaurantes para tomar el aperitivo de Barcelona, según nuestra opinión.

 

Lata Berna

Uno de los descubrimientos en los que te preguntas por qué no fuiste antes. Juanjo, propietario y chef que ha desarrollado su trayectoria en diferentes restaurantes y hoteles como el Arts de Barcelona o como Chef Ejecutivo de los hoteles Ritz-Carlton, nos da una muestra de lo que se puede hacer con creatividad y productos de primera.

El restaurante cuenta con tres espacios bien diferenciados: la barra para picotear informalmente, el comedor para ponerse cómodo o el reservado, para aquellos encuentros en los que quieres un poco de intimidad pero sin perder la esencia.

 

Lata Berna

 

 

Quimet y Quimet

Cerca del Paral·lel se encuentra este emblemático bar donde puedes probar un vermut casero, uno de los vinos de su estupenda bodega o cervezas artesanas, servidas con una de sus tapas preparadas al momento. Montaditos, encurtidos y tapas más elaboradas que encantan a todo el que va a este pequeño local tan concurrido que es habitual ver gente en la calle y uno de los imprescindibles para nacionales e internacionales.

 

Quimet Quimet

 

La Esquinica

Este emblemático bar de Virrei Amat, ambientado para sentirte en la misma Sevilla, ofrece una gran variedad de tapas tradicionales con buena calidad y a precios más que asequibles. Servicio correcto y rápido debido al gran éxito que tiene, cosecha de más de 40 años de historia. Ideal para ir con amigos (más que en pareja) para picar algo informal y sin mucha demora.

Imprescindible acudir pronto, especialmente en fin de semana si no quieres tener que hacer (mucha) cola…

 

La Esquinica

 

Casa Delfín

Ubicado en el famoso barrio del Born, con una decoración con estilo y más de 100 años de antigüedad, se encuentra este local parada obligada si te encuentras por la zona. Tapas bien elaboradas, servicio atento y precios razonables (aún más si aprovechas el descuento con El Tenedor -30%). Además de tapas, no puedes perderte sus pescados de lonja que hacen las delicias de todo aquel que los prueba.

 

Casa Delfín

 

Cañete

Cuando la tradición y la buena cocina se unen da lugar a establecimientos emblemáticos como Cañete. Sus elaboraciones son impecables y el entorno donde tomarlas hace de este bar convertido en must de la tapas, sea todo un referente en Barcelona.

Imprescindible hacerte un lugar en la barra para disfrutar del ambiente en todo su explendor.

 

Cañete

 

En Barcelona, a pesar de no tener el salero y la gracia de los andaluces, disponemos de innumerables establecimientos donde disfrutar de estos platillos tan valorados. Ésta es una pequeña muestra aunque existen muchos otros a destacar como: La Cova Fumada (tradicional), Bodega 1990 (tapas creativas de Albert Adrià), Tapas 24 (tapas elaboradas por Carles Abellán), El 58 (local de moda en Poblenou), Coure (imprescindible su barra)  y muchos otros.

No dejéis de visitar la amplia oferta que la ciudad condal os brinda para saborearlas.

Sigue esta y otras noticias de Mónica López en:

Twitter

Facebook

Instagram